Polaris: el recuerdo es un lobo con piel de cordero

La acción tiene lugar en “una tierra yerma, un erial de cascajos, cenizas y coladas de volcanes. Una tierra muerta y estéril”. El narrador se dirige a nosotros desde un “cuartucho [donde] no existen el aire ni la luz (…) no brilla el sol ni alumbran las estrellas”, un lugar donde “no ha existido nunca nada ni volverá a existir”.

La novela Polaris (Editorial Salto de Página, 2015) es el relato de un hombre “vacío, el más triste y aislado (…) el que peor arrastra su culpa, el más indefenso, el más débil, el más fácil de sacrificar en la partida”, que persigue a otro hombre, “un esclavo [en busca de] su amo, su redentor”. Su autor, Fernando Clemot (Barcelona, 1970) denuncia la naturaleza violenta de toda búsqueda. Con Pablo Mazo Agüero.

La revista mensual catalana Sonograma Magazine acoge mi reseña entre sus páginas de libros.

http://sonograma.org/art/polaris/

1ª Cubierta_Polaris

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s