“ANTONIO DI BENEDETTO: CARNE Y CIBERESPACIO” en LECTURAS SUMERGIDAS 11/19

Creer que las nuevas tecnologías no nos han cambiado para siempre es caer en la trampa de pensar que las máquinas son distintas a nosotros. Las hemos creado para que reflejen nuestros deseos e íntimas necesidades. Ellas, a cambio, fusionan universos. Barajan jerarquías. Generan mecanismos de exclusión. Vivimos inmersos en una amalgama de carne y ciberespacio en la que no dejamos de interpenetrarnos. Nos hemos convertido en un engendro eternamente vigilado.

En los libros del periodista y escritor Antonio Di Benedetto (Mendoza, 1922 – Buenos Aires, 1986) se socavan los mitos de habilitación / empoderamiento / esclarecimiento.

La novela Zama (1956) resulta actual, convenientemente oscura, a menudo divertida, plena de repentinas profundidades: “Yo, en medio de toda la tierra de un Continente, que me resultaba invisible, aunque lo sentía en torno, como un paraíso desolado y excesivamente inmenso para mis piernas. Para nadie existía América, sino para mí. Pero no existía sino en mis necesidades, en mis deseos y en mis temores” (…) Por raro que parezca, el narrador de El silenciero (1964) adora hablar, mientras “los mecánicos viviseccionan motores (…) hienden y liman con chirridos cosas de metal; prueban en seco el motor recién compuesto, aceleran a fondo y ruge la máquina”.

Las principales inquietudes del autor, Medalla de Oro de la Alianza Francesa 1971, reeditadas por la editorial hispano-argentina Adriana Hidalgo, son la civilización y una creatividad que desconfía de la retórica vertiginosa que exalta las posibilidades de lo nuevo para apropiarse, muestrear y mezclar productos dizque culturales.

Gracias a Lecturas Sumergidas, Revista Cultural Independiente. Literatura, Pensamiento…. Entrevistas en profundidad, artículos a fondo. Fundada por @emrobeltran y @nachogoberna.

Mi artículo sobre la obra de Antonio di Benedetto, al completo, aquí:

Antonio Di Benedetto: carne y ciberespacio

Tapa Zama 11a ed  CURVAS ESP

DEREK WALCOTT: TALISMANS

Failure to agree paralyzes governments, the opposing factions refuse to recognize the consequences of their demands.  To solve problems implies rejecting the toxic spirit of irresponsibility.  The emotion that permeates politics is not passion but disconsolateness.  The press examines the loss implied in the collective uproar: incomplete sentences, not articulated, talismans that tarnish or illumine everyday reality.

Violence underlies the decision to cling to lucidity in the dramatic work of the Nobel Prize winner in Literature for 1992, Derek Walcott (St. Lucia, 1930-2017), in whose work individual destiny gives way to the mythical dimension before disappearing.

“Oh wound I envy, spring again/ like this fountain, drench me in blood!/ Lead me through a fine mist of rain/ toward love.  Love is the good pain.” 

In El Burlador de Sevilla (Vaso Roto, Theatre, 2014), Walcott unfolds all his art in order to adapt, to his situation and that of his contemporaries, the Hispanic language and culture of the seventeenth century, while maintaining a radical originality and independence (…) A deep melancholy pervades Another Life (1973; Trans. Luis Ingelmo, Bilingual edition by Jordi Doce, Galaxia Gutenberg, 2017), a melancholy deepened by the fact that poets too know how to be ferocious, combative:

“Three loves, art, love, and death,/ fade from a mirror clouding with this breath,/ not one is real, they cannot live or die,/ they all exist, they never have existed”.

Un placer presentaros la versión al inglés de mi ensayo “Derek Walcott: talismanes”, a cargo de Keith Ellis (1935), poeta, narrador, traductor, profesor e investigador de la literatura cubana, latinoamericana y caribeña de origen jamaiquino.

Gracias a María Fuentes y Jeannette L. Clariond, a la poeta y editora Rose Mary Salum, directora de la publicación de Houston, Texas, Literal, Latin American Voices, revista internacional de pensamiento, arte y cultura que se hace eco del artículo, así como al propio Ellis.

Para leer el ensayo al completo, seguir el enlace:

The Heroic Ubiquity of Derek Walcott

 

“Joseph Brodsky: blogger, urbexer, geógrafo de lo ignoto” en el número 16 de la revista Estación Poesía

A merced de memoriales steampunk, sueños apocalípticos y dérives situacionistas, aleatoriamente diseñada para interrumpir el movimiento continuo, la obra de Joseph Brodsky (San Petersburgo, 1940 – Nueva York, 1996) celebra las diversas formas en que interactuamos con nuestro entorno, presente o ausente: reúne su obra ensayística voces de los más variados orígenes y geografías.

“En el principio fue la carne enlatada. Para ser más precisos: en el principio fue la guerra, la Segunda Guerra Mundial; el asedio de mi ciudad natal, Leningrado; la Gran Hambruna, que se llevó más vidas que todas las bombas, granadas y balas juntas. Y hacia el final del asedio, la carne enlatada procedente de América”.

Para apreciar el valor del volumen Del dolor y la razón (Siruela, 2015), casi una década de ensayos, reseñas, artículos y reflexiones, es necesario recordar que uno de los mejores poetas en inglés del siglo XX fue también uno de sus comentaristas más conspicuos (…) . Supone la antología bilingüe El explorador polar (Kriller71ediciones, 2018) una reunión de espíritus afines, de personas y paisajes que han influenciado, conmovido y definido a nuestro interlocutor.

“Mientras Herodes bebe, las mujeres esconden/ con cuidado a los niños. Quién vendrá, nadie sabe” (“24 de diciembre de 1971”).

La Feria del Libro de Sevilla 2019 acogió en su espacio La Red la presentación del número 16 de la revista en papel Estación Poesía, editada por el CICUS. En esta ocasión, la publicación, dirigida por Antonio Rivero Taravillo, incluye un artículo, firmado por mí, sobre el poeta Premio Nobel de Literatura de 1987 Joseph Brodsky.

http://institucional.us.es/estacion/

evento113-800x511

Heroica ubicuidad de Derek Walcott

La violencia subyace a la decisión de aferrarse a la lucidez en la obra dramática del Premio Nobel de 1992 Derek Walcott (Santa Lucía, 1930-2017), donde el destino individual cede a lo mítico antes de desvanecerse. Una voz profundiza y se oscurece bajo la dura tensión. La lírica del caribeño supone una crónica subjetiva en la que los vuelos imaginativos más salvajes se mantienen ocultos bajo los detalles inmediatos.

«Oh, herida que yo envidio, brota otra vez/ como esta fuente, empápame en sangre!/ Condúceme por una llovizna fina/ hacia el amor. El amor es el dulce dolor».

En El burlador de Sevilla (Vaso Roto, Teatro, 2014), Walcott despliega todo su arte para adaptar a su situación y la de sus contemporáneos el lenguaje y la cultura hispánicas del siglo XVII, pero manteniendo una radical originalidad e independencia (…) Permea el volumen Otra vida (1973; Trad. de Luis Ingelmo. Ed. Bilingüe, al cuidado de Jordi Doce, Galaxia Gutenberg, 2017) una melancolía amplificada por el hecho de que los poetas también saben ser feroces. Combativos:

«Y entonces una noche, en algún sitio,/ un solo clamor se elevó por el aire,/ la gruesa lengua de un farol borracho, caído,/ lamió los anillos de alcohol del suelo/ y, con la furia abrasadora de un horno/ de pronto abierto, dio comienzo la historia» («Homenaje a Gregorias»).

Revista El Cuaderno: literatura, arte, cine, teatro, música, vida.

Heroica ubicuidad de Derek Walcott

hnYfpVjq

Max Aub: “perdimos España y salimos a buscarla” en Le Monde 05/19

“La furia ética, la justicia y hasta el derecho se jugaron la existencia y, por lo menos temporalmente la perdieron. Un suceso de esta importancia sólo podía acontecer en un país tan fuera de la realidad como España. La perdimos, cada quien a su modo, y salimos a buscarla, como profetizó César Vallejo”.

La serie narrativa El laberinto mágico (1943-1968, recién reeditada por Cuadernos del Vigía) de Max Aub (París, 1903 – Ciudad de México, 1972) supone una crónica al tiempo que una advertencia (…) En la tercera entrega de la colección, Campo de sangre (1945), asistimos a los acontecimientos del enfrentamiento civil que agitó nuestro país entre 1936 y 1939 (…) Bitácora de una búsqueda del corazón a través del cerebro, la cuarta entrega, Campo francés (1965) combina una polémica mezcla de reportaje y comentario político, de autobiografía con aura de santidad secular.

El equipo de esta publicación mensual en papel, convencido de que los enfoques comparativos y el análisis histórico disipan las ilusiones de una actualidad agitada, se emplea en hacer que cada número combine análisis, reportajes e investigaciones. Con una perspectiva singular y rigurosa de ver los acontecimientos, compartida por un centenar de colaboradores extranjeros, Le Monde diplomatique es el periódico de referencia de todos los que quieren comprender el mundo, pero también cambiarlo.

Mi artículo homenaje a Max Aub, al completo en la edición impresa de mayo de 2019:

https://mondiplo.com/max-aub-perdimos-espana-y-salimos-a-buscarla

Max Aub_Le Monde_05_19

“Julio Ramón Ribeyro: exposiciones, eventos, transmisiones” en la revista francesa Resonancias

Dispone el escritor peruano Julio Ramón Ribeyro (Lima, 1929 – 1994) su botín de vestigios paciente y deliberadamente. Ribeyro sigue vivo. Siempre será miembro, muy a su pesar (“me automargino, no me atrae en absoluto la fama”), del movimiento literario que tuvo lugar en los años sesenta del pasado siglo, denominado boom, que incluye a Cortázar, García Márquez o Carlos Fuentes, y cuya adhesión no ve en la muerte un obstáculo. La reciente publicación de Un hombre flaco (Ediciones Universidad Diego Portales, colección Vidas Ajenas, 2014), retrato del escritor a cargo del periodista Daniel Titinger (Lima, Perú, 1977), logra convencer al lector de la importancia del agregado cultural en la embajada peruana en París.

(…)

“Podemos memorizar muchas cosas, imágenes, melodías, nociones, argumentaciones o poemas, pero hay dos cosas que no podemos memorizar: el dolor y el placer”. A través de un consuetudinario sentido de sí mismo, se escribe un libro. Pero ¿qué libro? El de alguien que espera algún día estar preparado para escribir lo que siempre ha soñado. En sus inclasificables Prosas apátridas (1975; Seix Barral, 2017) Riberyro explora la identidad y la alienación del expatriado, mientras evade las reglas de la estructura, la forma y la construcción, mientras rompe las reglas de la prosa.

Edición 149 de la revista francesa Resonancias. Desde 2001, difunde la literatura y el arte. Mi ensayo sobre la obra de Ribeyro, al completo, siguiendo el enlace:

http://www.resonancias.org/article/read/1700/julio-ramon-ribeyro-exposiciones-eventos-transmisiones-por-jose-de-maria-romero/

 

“Rayuela: el rayo que te parte los huesos” en Revista Librújula

“Cuando creés que has aprehendido plenamente cualquier cosa, la cosa lo mismo que un iceberg tiene un pedacito por fuera y te lo muestra, y el resto enorme está más allá de tu límite”. Supuso Rayuela (1963) una nueva forma de contar, una suerte de anti-novela en la que el narrador tenía el control absoluto sobre la trama y los personajes.

He regresado a Rayuela, en la edición del quincuagésimo aniversario de su publicación, que ha preparado Alfaguara y se ha presentado en el VII Congreso Internacional de la Lengua Española, en la ciudad argentina de Córdoba; y han vuelto a conmoverme sus personajes desorientados, las oraciones descaradamente inocentes o el exquisito sufrimiento, considerado en toda su calamitosa fisicalidad.

Gracias a Librújula,  revista bimestral y un portal web dedicados a la actualidad literaria y el mundo del libro, así como a Diario Público, por hacerse eco de mi homenaje (uno más) a  Julio Cortázar (Bruselas, Bélgica, 1914-París, Francia, 1984).

Al completo aquí:

http://www.librujula.com/actualidad/2387-rayuela-el-rayo-que-te-parte-los-huesos

1